mar

01

nov

2016

Idea, crea

IDEA: La etapa de Ideación tiene como objetivo la generación de un sinfín de opciones. No debemos quedarnos con la primera idea que se nos ocurra. En esta fase, las actividades favorecen el pensamiento expansivo y debemos eliminar los juicios de valor. A veces, las ideas más estrambóticas son las que generan las mejores soluciones.

Aunque esta es la fase más divertida, a veces cuesta un poco comenzar a generar ideas, por ello, nos vamos a valer de tres técnicas muy sencillas, eficaces y divertidas:

BRAINSTORMING, Generador de ideas de forma fluida, divertida y en grupo, como si de una tormenta se tratara.

SCAMPER, para reinventar un Producto y/o servicio que ya existe

LOS SEIS SOMBREROS DE PENSAR para generar nuevas, ingeniosas o sorprendentes ideas 

 

 

BRAINSTORMING....lluvia de ideas en grupo

El Brainstorming es una técnica de generación de ideas basada en el gran potencial de la creatividad en grupo.

Para poder obtener buenos resultados con esta técnica es necesario tener en cuenta cada uno de estos puntos y .... practicar mucho:

  1. Debe centrarse en un sólo tema cada vez.
  2. Es conveniente que los participantes conozcan el tema a tratar y su funcionamiento con antelación.
  3. Los componentes del grupo han de ser heterogéneos, habiendo expertos y no expertos en el tema a tratar.
  4. El número perfecto de componentes del grupo esta en torno a 8 personas.
  5. La duración idónea es de 30 a 45 minutos y no debe haber interrupciones.
  6. Debe existir total libertad a la hora de expresar ideas, por lo tanto, está prohibido: evaluar ideas, prejuiciar ideas, ridiculizarlas, criticarlas...
  7. En esta técnica la cantidad está por encima de la calidad, cuantas más ideas haya mejor, quizás tengamos que pasar por 100 ideas malas para llegar a la buena.
  8. Debe existir un leader, facilitador o conductor que dirija la dinámica. Controle el tiempo, dinamice el tema, anime a que todos lo componentes participen.
  9. Las contribuciones de los participantes han de ser visibles en un panel en el que se sintetice el desarrollo de la dinámica y se puedan ir extrayendo conclusiones.
  10. El entorno y el ambiente han de ser relajados, distintos a los habituales del grupo, incluso que inviten al juego  y a la distensión, favoreciendo la creatividad (pensamiento lateral).

 Es recomendable realizar una segunda ronda de brainstorming sólo con los expertos del tema para valorar y volver a analizar las ideas de la primera ronda y así poder determinar la idea que mejor solucione vuestro reto o retos.

 

Parece fácil ¿verdad?, pues pruébalo, organiza con tu grupo una primera sesión de brainstorming con uno de los retos definidos en la fase anterior y a ver qué pasa.

Esperamos tus conclusiones en vuestro blog 

 

 

SCAMPER..... reinventa tu idea

El Método SCAMPER es una herramienta que permite, precisamente, activar y desarrollar el pensamiento creativo. Fue creada por Bob Eberlee, a partir de una lista de verificación verbal, originada por Alex Osborn (el creador del Brainstorming).

 

El Método SCAMPER se basa en la idea de que, para generar algo original o creativo, no se tiene porque crear necesariamente algo nuevo, sino que se puede lograr a partir de cambios o nuevas combinaciones de algo ya existente.

 

Así, un producto, servicio, proceso, etc., bien sea propio o de la competencia, se puede mejorar si se aplican una serie de preguntas relacionadas, y se siguen las respuestas para ver hasta dónde nos pueden llevar.

 

Para ello, se crea una lista de verificación (o checklist) generadora de ideas basada en verbos de acción, y que sugieren cambios en dichos productos, servicios o procesos que ya se conocían con anterioridad.

 

Y, ¿de dónde salen las preguntas?

En realidad, la palabra SCAMPER es una sigla formada por las iniciales de los siguientes términos:

Substitute (Sustituir)

• Combine (Combinar)

• Adapt (Adaptar)

• Modify (Modificar)

• Put to other uses (Poner en otros usos)

• Eliminate (Eliminar o minimizar)

• Rearrange (Reordenar o Invertir)

 

Estas son las palabras clave para formular las preguntas. Y el procedimiento, el siguiente:

 

1º) Definición del problema

Elige y define el problema a resolver y la necesidad a cubrir de la forma más clara, sencilla y breve posible.

El problema a resolver puede ser encontrar o mejorar un producto o servicio, proceso, etc.

Para la definición del problema se pueden utilizar otras técnicas, como checklist u otros similares.

 

2º) Formulación de preguntas

En este punto, formulamos las preguntas utilizando los verbos de acción incluidos en la palabra SCAMPER y se procede a proponer respuestas a dichas preguntas.

• Sustituir

–  ¿Qué podemos sustituir para conseguir, obtener…?

–  ¿Qué no es posible sustituir?

–  ¿Qué sucede si sustituimos el proceso A por el proceso B?

–  ¿Podemos cambiar la forma, color, tamaño,…?

–  ¿Qué es posible sustituir para reducir costes?

 

• Combinar

–  ¿Podemos combinar productos o partes de éstos?

–  ¿Qué podemos combinar con un elemento externo?

–  ¿Podemos combinar las ventajas de diferentes servicios o procesos?

–  ¿Qué pasaría si combinamos estas características con…?

–  ¿Qué combinación de elementos generarían una reducción de costes?

 

• Adaptar

–  ¿Qué sucede si adaptamos el producto para otra función?

–  ¿Podemos adaptar a nuestro producto o servicio una idea de la competencia?

–  ¿Podemos adaptar el modelo de EEUU, China, etc?

–  ¿Podemos adaptarlo a otro uso o utilidad?

–  ¿Cómo lo podemos adaptar para agregar otra función?

–  ¿Qué podemos adaptar para que esté disponible para más usuarios?

 

• Modificar

–  ¿Qué podemos modificar para conseguir, obtener,…?

 

• Poner en otros usos

–  ¿Es posible dar otro uso a nuestro producto?

–  ¿Puede ser utilizado por otro tipo de usuarios?

 

• Eliminar o minimizar

–  ¿Es posible reducir desperdicios? ¿Cómo?

–  ¿Qué podemos hacer para simplificar, abaratar, etc., un proceso?

–  ¿Podemos reducir el tiempo de fabricación, elaboración, entrega,…?

–  ¿Qué pasaría si eliminamos…?

 

• Reordenar o Invertir

–  ¿Puede hacerse más grande/pequeño/ligero/pesado,…?

–  Si reorganizamos determinados procesos, ¿ocupará menos?, ¿se producirán menos fallos o desperdicios?

 

3º) Evaluación y análisis

Respondiendo a las preguntas anteriores desarrollaremos ideas que, poco a poco, nos permitirán encontrar soluciones o mejoras.

Todas las ideas y respuestas obtenidas en el paso anterior, toca filtrarlas y evaluarlas, en base a los criterios que se hayan establecido, para, posteriormente, proceder a seleccionar las más adecuadas o idóneas al objetivo perseguido.

 

Si la solución que propones a tu reto te parece una idea que ya existe en el mercado, dale la vuelta con el método SCAMPER y cuéntanoslo en el blog de grupo. ;)

Los seis sombreros de pensar de Edwatd de Bono.

En el siguiente vídeo os explico en qué consiste esta técnica y cómo utilizarla en clase.

Recordad que podéis repetir la secuencia de sombreros que os indico hasta que encontréis la idea que os enamora y por la que vais a luchar durante todo el curso.

Por cierto, no dejéis de contarnos en vuestro blog lo que ha pasado en estas sesiones

Veréis que divertido.

Páginas Web útiles

Novedades Twitter